Recluta delincuencia a adolescentes por dificultad para juzgarlos: Huett.

Sophia Huett López, secretaria ejecutiva del Sistema Estatal de Seguridad Pública en Guanajuato, informó que el pasado fin de semana se registró la detención de dos menores de edad de 13 y 16 años en posesión de armas de fuego en la región Laja-Bajío y añadió que esto es un reflejo más de que los menores son reclutados por el crimen organizado para realizar actividades ilícitas, ya que estos no son juzgados por la ley.

Durante su visita a Irapuato, señaló que es inconcebible y lamentable que jóvenes a temprana edad estén inmersos en actividades ilícitas y dijo que en la mayoría de las ocasiones se da la incursión de jóvenes en actividades ilícitas por negligencia de los padres de familia, pues incluso son menores víctimas de violencia familiar.

Dijo que son reclutados para actividades como vigilancia de la actividad o presencia de las autoridades de seguridad y dijo que la incursión de menores de edad en actividades del crimen organizado son en gran medida responsabilidad de los padres de familia que no dan la atención necesaria a sus hijos.

«Sí tenemos desafortunada y tristemente en este fin de semana, hubo un par de menores detenidos con armas de fuego de 13 y 16 años en la región Laja – Bajío y no son parte de los detenido relacionados con los incendios».

Refirió que los jóvenes que deciden ingresar a realizar actividades delictivas en grupos del crimen organizado conforme pasa el tiempo van escalando en la pirámide delincuencial y ocupan posiciones más elevadas en los grupos criminales hasta cometer delitos de alto impacto.

Asimismo, dijo que la expectativa de vida para los jóvenes que incursionan en la delincuencia, pues si no son detenidos por las autoridades tienen riesgo latente de perder la vida en hechos de violencia.

«Utilizar menores de edad siempre ha sido vista como una oportunidad para los grupos delictivos particularmente en tareas que inician, por ejemplo en el tema de vigilancia de la actividad o presencia de la autoridad que aquí le llaman halconeo, generalmente empiezan con jovencitos y van escalando en la pirámide delincuencial y van creciendo entre comillas para ocupar mayores posiciones, así inicia el reclutamiento, los jovencitos con una falsa idea de que el crimen paga y lo que nadie les ha dicho es que ese tema nunca va a salir bien, en el mejor de los casos van a acabar detenidos o en el peor muertos».

Información. El Sol del Bajío.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s