Por una pizza y Greta Thunberg capturan a Andrew Tate por tráfico sexual; esta es la historia.

El influencer Andrew Tate fue detenido por una investigación sobre tráfico sexual y violación la noche de este jueves en Bucarest, Rumania, en una historia que involucra una pizza y a la activista sueca Greta Thunberg.

Se trata del polémico influencer quien se ha distinguido por ser de extrema derecha y un ex profesional del kickboxing británico-estadounidense, quien fue capturado por las autoridades de Rumania, especialmente la Brigada contra la Delincuencia Organizada de Bucarest.

Precisamente, las autoridades detallaron que se ejecutaron 5 órdenes de allanamiento para realizar detenciones en el marco de una investigación por constitución de un grupo criminal organizado, trata de personas y hasta violación.

En ese sentido, las autoridades de Rumania explicaron que a principios de 2021 se tenía cuatro sospechosos, entre ellos a Andrew Tate, quienes constituían un grupo criminal organizado para cometer delitos de trata de personas en el territorio de Rumania.

“Las víctimas fueron reclutadas por ciudadanos británicos tergiversando su intención de entablar una relación de con ellas y la existencia de sentimientos genuinos de amor (método lover boy). Posteriormente, fueron transportadas y alojadas en edificios en el condado de Ilfov donde, ejerciendo actos de violencia física y coerción mental (mediante intimidación, vigilancia constante, control e invocando supuestas deudas), fueron explotadas sexualmente por miembros del grupo obligándolos a realizar demostraciones pornográficas con el fin de producir y difundir a través de plataformas de redes sociales material de tenga tal carácter y sometiéndose a la ejecución de trabajos forzados”, señalaron.

Una pizza y Greta Thunberg en la captura de Andrew Tate

Andrew Tate tuvo una pelea en redes sociales con la activista y ambientalista Greta Thunberg luego de publicar un tuit en el que el influencer le pedía su contacto de mail para pasarle la lista de sus “33 autos emisores” de dióxido de carbono.

De hecho, en su tuit, Tate también presumía su enorme colección de vehículos con lo que quiso provocar a la activista sin algún antecedente previo entre ambos.

“Por favor, facilítame tu dirección de correo electrónico para que pueda enviarte una lista completa de mi colección de autos y sus respectivas enormes emisiones”, decía el mensaje de Tate.

Sin embargo, Greta Thunberg no se quedó callada y le contestó al influencer de extrema derecha con humor: “Sí, por favor, ilumíname. Envíeme un correo electrónico a smalldickenergy@getalife.com”.

Lo anterior, no hizo más que enfurecer a Andrew Tate quien en forma de broma realizó un video en el que pedía una pizza en una caja “que no sea reciclada”; pero, esto reveló su paradero a la policía de Rumania.

De hecho, la clave fue la caja de pizza, que estaba rotulada y al poder seguir el rastro del pedido, se pudo montar un operativo policial para llegar hasta su guarida en Bucarest.

Finalmente, Greta Thunberg no desaprovechó la ocasión y volvió a responder con humor tras el arresto de Andrew Tate: “Esto es lo que pasa cuando no reciclas tus cajas de pizza”.

Información. Reporte Indigo.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s