Extrema violencia latente y en aumento.

Durante los últimos tres sexenios, donde tres partidos diferentes han gobernado (PAN, PRI y Morena), la violencia a lo largo y ancho del territorio nacional no solo ha incrementado, también la crueldad con la que se cometen los delitos ha crecido.

De enero a octubre de 2022, se cometieron en el país al menos 5 mil 281 crímenes de extrema violencia que pueden ser clasificados como atrocidades: 512 casos de tortura; 710 de mutilación, descuartizamiento y destrucción de cadáveres; 433 masacres y, al menos, 308 asesinatos de niñas, niños y adolescentes, informó Causa en Común.

De acuerdo con la organización no gubernamental, se define atrocidad como “el uso intencional de la fuerza física para causar muerte, laceración o maltrato extremo. Para causar la muerte de un alto número de personas, la muerte de personas vulnerables, de interés político o para provocar terror”.

En su informe “Galería del horror: atrocidades y eventos de alto impacto registrados en medios”, no sólo dan cuenta del sangriento panorama que se vive en México, sino de la falta de información veraz respecto a estos hechos, pues los datos recopilados son únicamente los que aparecen en medios, lo que puede contrastar con las cifras oficiales tanto del Gobierno federal como de los estatales.

Focos rojos

De acuerdo con la información de Causa en Común, los estados en donde se registraron más noticias de atrocidades fueron Baja California con al menos 443, seguido por Guanajuato con 402 y Michoacán con 333.

Sin embargo, también destacan: Morelos, en donde se acumularon al menos 342 atrocidades, entre las que destacan, 107 casos de tortura, 15 casos de violación agravada y al menos 19 casos de calcinamiento.

El Estado de México, en donde ocurrieron 248 atrocidades, entre ellas: 40 casos de asesinato de mujeres con crueldad extrema; 25 asesinatos de niñas, niños y adolescentes y 56 casos de tortura.

Guerrero, en donde se documentaron al menos 234 atrocidades: al menos 25 masacres, 56 casos de mutilación, descuartizamiento y destrucción de cadáveres y 85 casos de tortura. Veracruz sumó 234 delitos de estas características, de los que destacan 45 casos de tortura, 44 asesinatos de mujeres con crueldad extrema y 18 actos de violencia contra las autoridades.

Jalisco tiene registro de aproximadamente 222 atrocidades, en donde resaltan los 61 casos de tortura, las18 masacres y los 28 asesinatos de mujeres con crueldad extrema.

Por su parte, las entidades con el menor número de noticias sobre atrocidades fueron: Coahuila con 24, Querétaro con 31, Aguascalientes con 34, Baja California Sur con 36 y Tamaulipas con 39.

Meses con más violencia

Durante los primeros 10 meses del año, en promedio se registraron 17 atrocidades cada día en México, siendo mayo el mes con mayor número de delitos cometidos con estas características al sumar 648 casos.

Le siguió octubre con 607 y, durante el mes de enero, se registraron al menos 441 notas entre las cuales se contabilizaron 507 hechos atroces y al menos mil 159 víctimas.

Durante febrero se publicaron 329 notas, las cuales evidenciaron 387 hechos atroces y a 639 víctimas.

En marzo, se registraron al menos 477 publicaciones periodísticas, de las cuales, 553 narran atrocidades y en las cuales se dieron a conocer mil 117 víctimas.

Durante abril se contabilizaron al menos 423 notas, 493 hechos atroces y al menos 635 víctimas.

En mayo fueron 538 notas, 548 atrocidades y 874 víctimas. Para junio, la cifra de textos en medios subió a 450, en donde se dieron cuenta 535 atrocidades y a mil 039 víctimas.

Un mes después Causa en Común sumó 425 notas con 497 atrocidades y 958 víctimas.

En agosto se registraron 461 textos periodísticos que narraron 515 hechos con estas características, los cuales dejaron a su vez 697 víctimas.

En septiembre fueron 465 notas: 539 atrocidades y, al menos, mil 023 víctimas; un mes más tarde se publicaron 507 artículos destacando 607 atrocidades en las que estuvieron involucradas al menos 956 víctimas.

Por un mejor futuro

De acuerdo con Causa en Común, para poder comenzar a revertir la violencia que se vive a diario en el país, cada ciudadano y cada comunidad tiene la responsabilidad de exigir a los gobiernos locales y al federal dos cosas: reformas de cuerpos policiales y de fiscalías que atiendan insuficiencias como bajos sueldos, prestaciones incompletas, capacitación deficiente y equipos e infraestructuras insuficientes; así como la resolución de casos que han agraviado a la comunidad con investigaciones sólidas.

De igual manera, la organización civil asegura que son indispensables las aproximaciones sociológicas que trasciendan los enfoques meramente policiacos, que permitan la comprensión de las realidades locales y que contribuyan a la construcción de políticas de seguridad, de prevención y sociales, que respondan a las realidades de cada comunidad y región del país.

“Es evidente que la acumulación de violencia y atrocidades refleja patologías graves que presentan un reto social mayúsculo. A los enfoques policiales y sociológicos, deben sumarse enfoques psicológicos. Por ello, contrario al desmantelamiento prevaleciente de estructuras y programas del sector salud, estos deben fortalecerse e incluir, de manera prioritaria, la atención psicológica especializada a escala nacional”, recomiendan.

Información. Reporte Indigo.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s