China libera 70,000 mdd para que los bancos apuntalen economía desacelerada.

China dijo el viernes que recortará la cantidad de efectivo que los bancos deben mantener como reservas por segunda vez este año, liberando unos 500,000 millones de yuanes (69,800 millones de dólares) en liquidez a largo plazo para apuntalar la tambaleante economía, mientras los casos de Covid-19 alcanzan máximos históricos.

El Banco Popular de China (PBOC) dijo que reducirá el coeficiente de reservas obligatorias para los bancos en 25 puntos básicos, con efecto a partir del 5 de diciembre. Según el banco central, esto reducirá el coeficiente medio ponderado de las instituciones financieras al 7.8%.

El recorte contribuirá a “mantener una liquidez razonablemente suficiente y a promover una caída constante de los costos de financiación global”, al tiempo que ayudará a estabilizar la desaceleración de la economía, dijo la entidad.

El PBOC ha estado caminando por la cuerda floja en materia de política, tratando de apuntalar la desacelerada economía, pero deseoso de evitar grandes recortes de tasas de interés que podrían alimentar las presiones inflacionarias y el riesgo de salidas de China, mientras la Reserva Federal y otros bancos centrales aumentan los tipos para combatir la inflación.

“La reducción (…) ayudará a los bancos a seguir una directiva para aplazar los reembolsos de los préstamos de las empresas que luchan contra las crecientes restricciones de confinamiento”, dijo en una nota Mark Williams, de Capital Economics. “Pero pocas empresas u hogares están dispuestos a comprometerse con nuevos préstamos en este entorno incierto”.

La reducción se produce tras otra rebaja de 25 puntos básicos en abril y era muy esperada, después de que los medios estatales citaron el miércoles al gabinete diciendo que China usaría los recortes oportunos del coeficiente de reserva, junto con otras herramientas de política monetaria, para mantener una liquidez razonablemente amplia.

El PBOC también dijo el viernes que intensificará la aplicación de su política monetaria prudente y se centrará en el apoyo a la economía real, al tiempo que evitaría un estímulo de tipo inundación.

La segunda economía del mundo sufrió una amplia desaceleración en octubre y un reciente repunte de los casos de Covid-19 ha profundizado la preocupación por el crecimiento en el último trimestre de 2022. La economía ya se encontraba bajo la presión por los problemas del sector inmobiliario y el debilitamiento de la demanda mundial de productos chinos.

Información. Forbes.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s