China arremete contra informe sobre abusos a minorías publicado por la ONU.

El gobierno de China tildó de herramienta política el informe de la ONU sobre presuntas violaciones a los derechos humanos de minorías étnicas en el país, el cual aseguró está lleno de falacias.

«El informe elaborado por la Oficina de la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (ACNUDH) viola su deber (…) y está lleno de falacias», declaró este jueves el portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores de China Wang Wenbin.

El portavoz de la Cancillería afirmó en la rueda de prensa diaria de este departamento que el texto presentado minutos antes de la medianoche del miércoles no es sino un invento convertido en herramienta política por parte de Estados Unidos y los países occidentales.

Asimismo, señaló que se debe terminar con las malas prácticas y dobles raseros a la hora de politizar los derechos humanos.

Con estas afirmaciones el gobierno del gigante asiático respondió al documento de la ACNUDH, publicado el día en que Michelle Bachelet terminaba su mandato al frente de esta agencia.

La también expresidenta de Chile realizó en mayo pasado una visita a Xinjiang para intentar conocer la situación de esa región ante las reiteradas denuncias de abusos contra las minorías musulmanas.

El texto de su informe concluye que el país asiático pudo cometer crímenes contra la humanidad hacia los uigures y otras minorías étnicas musulmanas, al aplicar políticas que han implicado detenciones arbitrarias masivas y otros graves abusos en su contra. Según estimaciones de la ONU, en Xinjiang ha llegado a haber hasta un millón de detenidos.

El informe fue facilitado a la prensa acreditada ante Naciones Unidas cuando quedaban pocos minutos para que en Ginebra acabara la última jornada oficial de Bachelet como alta comisionada de Derechos Humanos.

La exmandataria chilena reconoció en su última rueda de prensa al frente del ACNUDH, la semana pasada, que algunos países le habían pedido que el documento no se publicara.

Por su parte, la misión de China ante las Naciones Unidas en Ginebra criticó poco después de que el informe saliera a la luz que el documento estuviera basado en desinformación y mentiras fabricadas por fuerzas antichinas.

La publicación, según señaló la misión diplomática en un comunicado, distorsiona las leyes y políticas de China, calumnia sin motivo e interfiere en asuntos internos.

Estas revelaciones no son las únicas que recientemente denuncian la situación de los uigures en la región.

En mayo de este año se publicaron unos documentos, producto de una filtración, sobre la vida en el interior de los campos de reeducación construidos en Xinjiang desde 2017, donde estarían o habrían estado recluidos cientos de miles de personas de etnia uigur o de otras minorías musulmanas.

Información. El Sol del Bajío.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s