Hambruna en Afganistán: los talibanes se enfrentan a la ruina económica y el descontento de la población ante la falta de alimento.

El intenso frío del invierno afgano tiene a niños pequeños acurrucados bajo mantas en campamentos improvisados. Los bebés enfermos en los hospitales yacen envueltos en las burkas envolventes de sus madres. Las largas filas en los centros de distribución de alimentos se han vuelto abrumadoras a medida que Afganistán se hunde cada vez más en tiempos desesperados.

Desde la caótica toma de Kabul por los talibanes el 15 de agosto, una economía ya devastada por la guerra que alguna vez se mantuvo viva gracias únicamente a donaciones internacionales está ahora al borde del colapso. No hay suficiente dinero para los hospitales.

Saliha, que como muchos afganos usa un solo nombre, llevó a su hijo pequeño al Hospital Infantil Indira Gandhi en la capital, Kabul. Najeeb, de 4 meses de edad, débil y frágil, estaba gravemente desnutrido.

La Organización Mundial de la Salud advierte sobre millones de niños que sufren desnutrición, y las Naciones Unidas dicen que el 97% de los afganos pronto vivirán por debajo del umbral de la pobreza.

Para millones de personas que viven en campamentos para desplazados o que se sientan fuera de los ministerios del gobierno en busca de ayuda, la única fuente de calor es acurrucarse alrededor de fogatas abiertas de leña.

Casi el 80% del presupuesto del gobierno anterior de Afganistán provino de la comunidad internacional. Ese dinero, ahora cortado, financió hospitales, escuelas, fábricas y ministerios gubernamentales. En el Afganistán de los talibanes no hay dinero. Las sanciones han paralizado a los bancos mientras la ONU, los Estados Unidos y otros luchan por encontrar la manera de hacer llegar cientos de millones de dólares de ayuda humanitaria a los afganos sin pasar por alto a los talibanes, incluso cuando no hay señales inmediatas de la corrupción generalizada que caracterizó a las anteriores administraciones.

Para muchos de los más pobres de Afganistán, el pan es su único alimento básico. Las mujeres hacen fila frente a las panaderías de la ciudad, los niños pequeños llegan antes del amanecer para comprar pan. La mayoría lucha por encontrar comida y combustible. Las estadísticas proporcionadas por la ONU son sombrías: casi 24 millones de personas en Afganistán, alrededor del 60% de la población, padecen hambre aguda. Hasta 8,7 millones de afganos están lidiando con la hambruna.

La escuela para niñas bajo los talibanes es irregular y en muchas provincias no se les permite asistir a la escuela después del sexto grado, pero en más de 10 provincias las escuelas están abiertas. La comunidad internacional está trabajando en formas de ayudar a las escuelas que están abiertas mientras anima a los talibanes a abrir el resto.

En algunas áreas, como la provincia occidental de Herat, los maestros y los padres engatusan a los líderes locales del Talibán para que abran escuelas. En escuelas como Tajrobawai Girls High School en Herat, está dando sus frutos.

Hace meses, el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados advirtió sobre un éxodo masivo de afganos si se permitía que Afganistán cayera libremente en un abismo económico.

El éxodo ya ha comenzado cuando miles de personas salen de Afganistán hacia Irán en desesperación. Por cientos, empacan autobuses que los llevan desde Herat a la cercana provincia de Nimroz, desde donde hacen el peligroso viaje hacia Irán. Algunos esperan ir más lejos, a Turquía y, finalmente, a Europa, a pesar de la creciente determinación de Europa de mantener fuera a los inmigrantes.

Información. Infaboe.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s