Luego de la tragedia llega ejército a comunidad de Barrón para reforzar seguridad.

A tres días de la masacre en Barrón, elementos del Ejército Mexicano llegaron a la comunidad para reforzar la seguridad; ya que solamente la Policía Municipal mantenía vigilancia en solo dos patrullas.

Los elementos castrenses recorrieron las calles y se entrevistaron con algunos habitantes. Algunos criticaron que su presencia es tardía, “ya para qué; después del niño ahogado tapan el pozo y mejor cierren los caminos que dan a la comunidad porque por ahí llegan y se van los delincuentes”, dijeron.

Seguridad en Barrón no era suficiente

Después del ataque armado ocurrido la tarde del lunes en esta comunidad que tiene más de 2 mil habitantes, llegaron elementos de la Guardia Nacional, Policía Municipal y de la Fiscalía y  procesaron el lugar para integrar una  carpeta de investigación. Al término se retiraron. El martes por la mañana regresó la Guardia Nacional, aunque después de un rato se fueron.

“Pero la noche del martes para el amanecer miércoles, ha sido la peor. Nos tumbaron la electricidad, tiraron el transformador y se veían las luces de las camionetas bajar del camino de la zona del alacrán que comunica con Juventino Rosas; en los velorios apenas y las veladoras alcanzaban a iluminar algo. Esa noche y antes de que ocurriera el ataque necesitábamos al Ejército, a la policía, a todos, ahorita ya pa´que”, dijo un familiar de una víctima del ataque armado.

Quieren detener el paso a los delincuentes 

Este jueves, con temor, los habitantes de Barrón, salieron a para participar en las exequias de sus familiares, incluso las mujeres policías municipales mantuvieron acercamiento directo y  escucharon sus planteamientos.

“Yo solo quiero que pongamos piedras en los caminos que salen del rancho, los de allá arriba porque por allá los venimos venir, son gente armada que ya vimos no se tienta el corazón; hay que hacer algo para detenerlos, por lo menos para alcanzar a encerrarnos”, dijo una mujer.

No obstante, no se especificó cuánto tiempo permanecerá la vigilancia tanto de la Policía Municipal como del ejército, “ojalá que se mantenga, ojalá que se queden por mucho tiempo, porque aquí todo se acabó, los pocos negocios que habían se han cerrado, algunas familias ya ni están aquí”.

Información. Periódico Correo.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s