El peor momento de la pandemia de COVID-19.

El virus SARS-CoV-2 no da tregua. El número de muertes y de contagios sigue alcanzando nuevos máximos y no se ve en el horizonte una solución pronta a este problema mundial pese a que ya existe una vacuna para la pandemia.

Incluso, ayer por la noche, la cabeza del Gobierno federal, el presidente Andrés Manuel López Obrador, anunció que se había contagiado del virus, presenta síntomas leves y ya se encuentra en tratamiento médico por lo que seguirá al pendiente de los asuntos públicos desde Palacio Nacional.

Para México, la semana pasada fue la peor desde que inició la pandemia. Cifras oficiales del Gobierno federal, así como de la Universidad Hohn Hopkins, revelan que durante el fin de semana se registraron dos mil fallecimientos y 30 mil 929 casos nuevos.

A pesar de que ya dio inicio el Plan Nacional de Vacunación, no hay certeza de que se pueda revertir el oscuro panorama que llegó con la pandemia al país en el corto o siquiera mediano plazo

Con estas cifras el país ya suma un total de 149 mil 174 personas que han perdido la vida a causa de la enfermedad y 1 millón 711,283 infectados desde que comenzó la crisis sanitaria.

Sin lugar para los enfermos

La situación de emergencia se encuentra en su punto máximo, prueba de ello es la saturación que se vive en los hospitales de diversas entidades del país.

Actualmente en 29 de los 32 estados las autoridades sanitarias han reportado que se encuentran en alerta alta o máxima del semáforo epidemiológico por coronavirus. Nada más en la Ciudad y el Estado de México, advierten, hay una saturación hospitalaria de entre el 85 y el 90 por ciento.

Además, diversos familiares de personas que han contraído la enfermedad y requieren de un tanque de oxígeno para poder sobrevivir, acusan que encontrar una cama de hospital para ser intubado o siquiera conseguir un tanque de oxígeno para poder atender al paciente en casa se ha vuelto una misión prácticamente imposible.

“Tengo tantos amigos, familiares y conocidos buscando #tanquedeoxígeno en este momento y todo está agotado. Si ustedes tienen info de algún lugar que tenga disponibles avísenme ¡Por favor!”, escribió en su cuenta de Twitter una habitante de la Ciudad de México apenas el día de ayer.

Como éste, hay miles de mensajes más que a través del hashtag #TanqueDeOxigeno, buscan este instrumento médico con desesperación.

Ante esta realidad, las autoridades de los tres niveles de gobierno han pedido públicamente a la ciudadanía no acaparar estas herramientas. Y de tener en casa un tanque rentado que nadie esté utilizando, devolverlo de inmediato y no guardarlo como un mecanismo de precaución, ya que esto podría costar vidas.

Es entendible que ante la dificultad de encontrar tanques o concentradores de oxígeno, las personas busquen alternativas, sin embargo se debe buscar atención médica ante síntomas graves de #COVID19. El gobierno federal trabaja para evitar el acaparamiento del oxígeno medicinal, Hugo López-Gatell Subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud.

Esperanza cuestionada

A pesar de que ya dio inicio el Plan Nacional de Vacunación, no hay certeza de que se pueda revertir el oscuro panorama que llegó con la pandemia al país en el corto o siquiera mediano plazo.

En parte esto se debe a la falta de producción de vacunas a nivel mundial y al lento proceso de su aplicación en México.

Para tratar de acelerar el proceso de inmunización, los gobiernos locales y los hospitales y clínicas privadas solicitaron al Gobierno federal permiso para ellos poder buscar y adquirir vacunas contra el coronavirus.

Chocan AMLO y López-Gatell por pandemia

El pasado viernes, el presidente Andrés Manuel López Obrador anunció que giró instrucciones a la Secretaría de Salud para que emita un decreto que permita que cualquier empresa o Gobierno local del país pueda adquirir vacunas.

“Tienen autorización, solo que deben de anexar a la solicitud el contrato de adquisición de las vacunas, la cantidad y la farmaceútica, cuándo va a llegar y que sea de una farmacéutica autorizada (…) y también en dónde las van a aplicar.

“Esto último para que no haya duplicidades porque existe un Plan Nacional de Vacunación y nosotros vamos a cumplir con el compromiso de vacunar a todos los mexicanos. Es universal y gratuita”, dijo el titular del Ejecutivo federal.

Sin embargo, antes de que el fundador de Morena diera a conocer sus intenciones, el subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, Hugo López-Gatell, advirtió que los estados no deberían de adquirir sus propias vacunas.

“Si cada quien empieza a velar por sí mismo el impacto positivo se diluye porque cada quien hace un modelo de operación diferente y se aleja de objetivos científicos, posiblemente para converger en otro tipo de objetivos”.

Información. Reporte Indigo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s